- Publicidad -

El juez ordenó la excarcelación de Paola y Milagros

El lunes, será la fiscal Bazzani quien decida si la sentencia queda firme y recuperan a libertad o el caso se traslada a Casación.

El juez de Garantías N° 4 de San Martín, Alberto Brizuela, ordenó ayer por la tarde la excarcelación extraordinaria de Paola y su hija Milagros, detenidas desde el domingo luego de asesinar de 185 puñalazos a Alberto Naiaretti, marido, padre y agresor de las mujeres. Seguirán detenidas hasta que la medida quede firme. 

El juez Brizuela emitió una resolución que otorgó el beneficio de la libertad a Paola Córdoba y a su hija Milagros Naiaretti, aunque, por ahora, quedarán detenidas en La Plata. La sentencia emitida desde el juzgado deberá ser notificada a la fiscal a cargo de la investigación del caso, Silvia Gonzalez Bazzani, y desde ese entonces, quedará firme.

- Publicidad -

El defensor oficial de madre e hija, Javier Chirinos, destacó que, si la fiscal está de acuerdo con la medida, recuperará la liberta de inmediato. En el caso de que González Bazzani apele a la Cámara, sus asistidas deberán esperar esa resolución.

“El juez hizo lo que tenía que hacer. Fue un paso muy importante”, explicó el abogado público, quien detalló que Brizuela impuso como condiciones que Córdoba y su hija permanezcan los primeros 30 días de libertad en la casa de una hermana de la primera y que no se alejen a más de 100 kilómetros mientras sigue la investigación. Respecto de los otros tres hijos de la mujer, ordenó que no tengan contacto hasta que lo autorice la asesora de menores y le impidió cualquier acercamiento a la familia de Naiaretti.

La resolución fue celebrada con lágrimas por Paola, su hija, las dos hermanas de la primera y la directora del colegio de una de sus hijas, quienes estuvieron presentes en la sala. En la audiencia que se había realizado el mediodía, Chirinos pidió la excarcelación de ambas, ya que a su entender se trata de un caso de “violencia de género histórica”.

Por su parte, la fiscal señaló que la excarcelación extraordinaria era una “medida prematura” a seis días de haberse producido el crimen y que era necesario citar todavía a algunos testigos.

- Publicidad -

El martes, Chirinos había solicitado al juez la libertad de sus asistidas a través de un planteo de “excarcelación extraordinaria” con la postura de que el crimen se enmarque como un homicidio en legítima defensa desde una perspectiva de género.

Además, el defensor señaló que no hay riesgo de fuga ni de entorpecimiento de la investigación porque tras el hecho Córdoba dio aviso de lo ocurrido al 911.

 

José C. Paz

- Publicidad -

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (0) in /home7/philo/public_html/wp-includes/functions.php on line 4339